Muffins de calabacín y zanahoria

Muffins salados para acompañar los platos fuertes o como abre bocas.

Entradas
2 horas
8 Porciones

Ingredientes

1 taza de Calabacín rallado

½ taza de Zanahoria rallada

2 ½ tazas de Harina multiusos

1 cucharilla de Polvo para hornear

1 cucharilla de Bicarbonato de soda

½ cucharilla de Sal

1 cuchara de Canela

½ cucharilla de Pimienta de jamaica

taza de Aceite

2 tazas de Azúcar

1 Huevo

1 Clara de huevo a punto de nieve

1 cucharilla de Extracto de vainilla

Preparación

Paso 1 : Precaliente el horno previamente a una temperatura de 350 ° F o 180 °C.

Paso 2 : En un tazón mediano, mezcle la harina, la harina de linaza, el polvo de hornear, el bicarbonato de sodio, la sal, la canela y la pimienta de Jamaica.

Paso 3 : En otro tazón mezcle el junto con el azúcar durante un minuto. Revolviendo constantemente con fuerza hasta integrar los ingredientes.

Paso 4 : Añada el huevo, la clara de huevo a punto de nieve y el extracto de vainilla, mezclando con movimientos envolventes.

Paso 5 : Poco a poco agregue lentamente los ingredientes secos, formando una masa espesa.

Paso 6 : Por último añade el calabacín rallado y la zanahoria rallada.

Paso 7 : Vierta en un molde de panecillos debidamente engrasado. Puede utilizar aceite en aerosol para no enchumbar la mezcla.

Paso 8 : Hornee por 35-40 minutos, hasta que insertes un palillo y salga completamente limpio.

Paso 9 : Estos muffins los puedes combinar con otros vegetales, si lo deseas. Es ideal como acompañantes para pollo o como entrada antes de la sopa.