Cabrito a la cacerola

En los serenos y pintorescos pueblos del Norte de Chile, se encuentra el alma de la cría de ganado caprino. Te invitamos a descubrir cómo preparar un delicioso cabrito a la cacerola, un plato que calienta el alma y celebra la riqueza de nuestra tierra.

Plato Principal
2 horas
Al horno
8 Porciones

La receta de Cabrito a la cacerola tiene sus raíces en el norte de Chile, donde la cría de ganado caprino desempeña un papel crucial en la economía local y cultural.

Durante generaciones, los pobladores han perfeccionado el arte de cocinar la carne de cabro, integrándola a la perfección en su cocina casera. ¡Anímense a preparar esta receta, estamos seguros de que será del agrado de todos!

Ingredientes

1 kilogramo de Cabrito con hueso (espalda, lomo o pierna) en trozos

1 kilogramo de Papas nuevas pequeñas, raspadas y lavadas

2 Dientes de ajo, picados

2 Ramas de cebollines picaditos

6 cucharas de Aceite

½ taza de Mantequilla

1 cucharilla de Orégano

1 Ramas de tomillo fresco

1 cuchara de Perejil picado

1 pizca de Sal

1 pizca de Pimienta

Preparación

Paso 1 : Sazonar los trozos de cabrito con sal y pimienta y reservar

Paso 2 : En un sartén calentar 4 cucharadas de aceite a fuego medio-alto y dorar los trozos de cabrito reservado

Paso 3 : Reducir el calor y continuar la cocción hasta que el cabrito esté blando; retirar a un plato y reservar

Paso 4 : Aparte en una olla grande calentar el resto del aceite y la mitad de la mantequilla a fuego medio y agregar las papas y tomillo; dorar las papas, sacudiendo la olla

Paso 5 : Reducir el calor, tapar y cocinar a fuego bajo hasta que las papas estén blandas; sazonar y reservar al calor

Paso 6 : Eliminar el excedente de aceite del sartén donde se cocinó el cabrito y agregar el resto de mantequilla, ajo, perejil y cebollines; saltear unos 3 minutos

Paso 7 : Incorporar al sartén los pedazos de cabritos cocidos, revolver y verter las papas para que tomen el sabor de los demás elementos

Paso 8 : Lleve a una fuente y sirva caliente